Cómo personalizar un uniforme escolar.

El uso del uniforme en la escuela debería dotar al centro y por extensión a sus alumnos de una personalidad y carisma propios que debería ser reconocible para todos. Ello es posible siempre y cuando el centro haya optado por  una política de uniformes orientada a la diferenciación. La clave parta conseguir estas diferenciación radica en un concepto muy simple: la personalización del uniforme.

Antes de implementar cualquier uniforme, se recomienda al centro definir una política de uniformes coherente y orientada a la diferenciación del la uniformidad. La importancia de un uniforme personalizado tiene varias vertientes, por una lado la de dotar de personalidad al propio colegio, el uniforme puede ser un rasgo distintivo del centro y ofrecer información de éste. Por otro lado, la concepción de una uniformidad bien personalizada permite diPrimary-School-Uniform-Custom-Order-Form-All-Over-The-Worldstinguir con claridad a que centro pertenece el niño y por tanto distinguirlo de otros centros. Otro aspecto muy importante radica en que cuanto más y mejor personalizada sea la uniformidad, más complicado será la alteración o falsificación de la misma por entes ajenos al centro.

Podemos diferenciar diferentes tipos de personalización de entre los cuales son mas frecuentes las estampaciones como el bordado y la serigrafía y la utilización del rayado en pullovers y polos en detrimento de los colores lisos. Asimismo optar por colores novedosos en lugar de los típicos verdes y rojos también contribuye a que sea más dificultosa su copia o falsificación.

 

Son los colegios privados debido a su mayor poder adquisitivo los que suelen tener mayor margen de maniobra para concebir un uniforme altamente personalizado. Cada centro establece la política de prendas a llevar así como las características del uniforme que pueden ir desde la sobriedad más absoluta hasta la uniformidad más novedosa. En un post anterior ya hablamos de las uniformidades más atrevidas de los colegios.

Sin embargo, para un centro concertado o público, a pesar de tener un margen mas reducido también es fundamental optar por una personalización mínima de uniforme.

La personalización de polos y jerséis con rayas no suele incrementar demasiado el precio del uniforme. Lo que siempre va a ser un error es decantarse por polos blancos y jerséis de colores lisos. Optar por personalizar con bordado y serigrafía siempre va a ser un acierto ya que resulta unja forma económica de personalización que implica una dificultad más a la hora del plagio. Personalizar la uniformidad con un rayado unido a una estampación puede resultar bastante asequible para los bolsillos de los padres así como bastante inaccesible para un posible plagio o deformación de cualquier tipo.

La correcta personalización del uniforme contribuye en definitiva a plasmar la imagen que el centro desea de si mismo sin verse sometida a posibles desvirtuaciones o degradaciones. Asimismo la personalización Favorece el sentido de pertenencia del niño además de resultar un indicativo de que se encuentra en horario escolar.  Otro factor importante es que para el niño resulta más divertido el uniforme personalizado que el típico y monótono uniforme de toda la vida con lo cual aumentara el grado de satisfacción de éste y aumentará la aceptación del uniforme ya que se incrementará notablemente la identificación del niño con su uniforme.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.